LILIUM

 

DESCRIPCIÓN

Se trata de una planta herbácea, llamada comúnmente azucena híbrida, el género Lilium comprende unas 100 especies. Sus flores grandes y muy decorativas de 3 tipos: copa (cáliz), trompeta o turbante. Tallos largos con hojas sésiles, está constituido por un bulbo de tipo escamoso, teniendo un disco en su base, donde se insertan las escamas carnosas, que son hojas modificadas para almacenar agua y sustancias de reserva; del disco salen unas raíces carnosas que es preciso conservar, ya que tienen una función importante para la nutrición de la planta en su primera fase de desarrollo; en el disco basal existe una yema rodeada de escamas, que al brotar producirá el tallo y, al final de su crecimiento, dará lugar a la inflorescencia, mientras tanto se forma una nueva yema que originará la floración del año siguiente. La mayoría de los Lilium forman las llamadas "raíces de tallo", que salen de la parte enterrada e inmediatamente encima del bulbo y tienen bastante importancia en la absorción de agua y nutrientes. Sus hojas son lanceoladas u ovalo-lanceoladas, con dimensiones variables, de 10 a 15 cm de largo y con anchos de 1 a 3 cm, según tipos; a veces son verticiladas, sésiles o pecioladas y, normalmente, las basales pubescentes o glabras, dependiendo igualmente del tipo. Paralelinervias en el sentido de su eje longitudinal y de color generalmente verde intenso. Sus flores se sitúan en el extremo del tallo, son grandes o muy grandes; sus sépalos y pétalos constituyen un periantio de seis tépalos desplegados o curvados dando a la flor apariencia de trompeta, turbante o cáliz, pueden ser erectas o colgantes. En cuanto al color, existe una amplia gama, predominando el blanco, rosa, rojo, amarillo y combinaciones de éstos.

CLIMA

Los elementos climáticos más determinantes para este cultivo son la luz, la temperatura y sus efectos combinados. La interrupción de la dormancia y la inducción floral son provocadas por las bajas temperaturas. Se puede aplicar a los bulbos dos tipos de tratamiento térmico: temperatura de 2ºC durante 6 a 8 semanas después de la recolección y temperatura de -2ºC durante varios meses para plantar durante todo el año (bulbos congelados). Una falta de luz puede provocar dos anomalías en la flor: aborto de las flores, decoloración en la base del botón floral, blanqueamiento del botón floral, seguido de un estrechamiento del pedúnculo que lo sustenta y posterior caída del mismo. Un exceso de luz hace palidecer los colores y da lugar a tallos demasiados cortos. El momento crítico de falta de luz es cuando comienzan a formarse los botones florales, se aconsejan temperaturas nocturnas entre los 12-15ºC y las diurnas a 25ºC. Las altas temperaturas junto a una baja intensidad luminosa producen efectos negativos sobre las plantas. El Lilium también es sensible a temperaturas elevadas del suelo, fundamentalmente en las primeras fases de cultivo, ya que el proceso de formación de la flor se inicia desde la plantación y si en ese momento existe una temperatura de suelo elevada (25ºC), el número de flores es menor. También dificulta el desarrollo de las raicillas del tallo y las hace más propensas al ataque de enfermedades. El Lilium es sensible a la salinidad y el suelo debe facilitar la formación de un abundante sistema radicular de tallo. Por ello los suelos más idóneos para el cultivo del Lilium son suelos sueltos, con buen drenaje, ricos en materia orgánica y con suficiente profundidad (40 cm) donde el lavado de sales se realice con facilidad. La mayor parte de los Lilium prefieren suelos con PH próximo a la neutralidad o ligeramente ácido. Se cultivan básicamente en invernadero.

SIEMBRA

Existen muchos procedimientos de reproducción de Lilium, aunque las variedades se propagan fundamentalmente a partir de bulbillos obtenidos de esquejado de escamas, o de bulbillos de las axilas de las hojas. Actualmente existe la posibilidad de propagación in vitro, mediante el cultivo de embriones en los cuales éstos se cultivan en un medio artificial (invernadero).

COSECHA

El momento óptimo es cuando los 2 o 3 primeros botones florales empiezan a colorear y antes de que se produzca la apertura, se corta el tallo floral por su base a unos 2 cm de su cuello. Además al ser una flor grande y delicada sufre bastante durante la manipulación y transporte. Tras la recolección se deben seguir una serie de pasos que aseguren la adecuada conservación y comercialización de la flor, para que ésta no sufra daños. Es preciso realizar una limpieza de las hojas basales del tallo hasta una altura de unos 10 cm para mejorar la apariencia de éste e incluso alargar la vida útil de la flor al aumentar la facilidad de absorción de agua. Las flores cortadas, los parámetros de calidad que determinan la correcta comercialización de las plantas de Lilium son la longitud del tallo, número de botones florales, longitud del botón floral y la firmeza del tallo.

USOS

Pueden ser excelentes plantas de jardín y florecer cada año, se utilizan en arreglos florales y en la decoración de interiores.

SINÓNIMOS

Azucena.

NOMBRE CIENTÍFICO

Lilium spp